Ensayo sobre la Suspensión del Acto Reclamado

Reflexionando sobre la “Suspensión del Acto Reclamado en el Juicio de Amparo” he llegado a notar, con cierto agrado, que el estudio de dicha figura se está realizando, cada vez más, desde una óptica procesal; es decir, partiendo de la premisa de que la suspensión es una medida cautelar.

Esta situación, evidentemente, ha abonado a un desarrollo sistemático de la institución y, con ello, a la difusión de la tesis de los procesos constitucionales y de la Ciencia del Derecho Procesal Constitucional, lo cual, ciertamente, merece los aplausos.

Sin embargo, he notado que la postura de considerar a la “Suspensión del Acto Reclamado” como una medida cautelar, ha llevado, también, a ciertas confusiones.

Yendo al grano: si bien admito que la suspensión es una medida cautelar, no acepto que la suspensión sea toda medida cautelar. En términos más llanos, no acepto que la suspensión tenga, en tanto que es suspensión, efectos innovativos o restitutorios provisionales. La suspensión sólo puede tener efectos conservatorios.

Con la anterior afirmación, muchos de ustedes juzgaran que suscribo una tesis que ha sido superada no sólo por la doctrina, sino también por la jurisprudencia de nuestros Tribunales Federales.

Sobre esto he de decir que, en términos de los parámetros fijados por la aún vigente Ley de Amparo de 10 de enero de 1936, era de preverse que, a efecto de avanzar en la institución de las medidas cautelares, debía hacerse mutar a la suspensión a efecto de poder introducir las medidas cautelares con efectos restitutorios. Es decir, la admisión de los efectos restitutorios de la suspensión obedeció más a cuestiones de tipo práctico que aun análisis concienzudo de las medidas cautelares.

En efecto, si se revisa el texto de la Ley de Amparo, la única medida cautelar reglamentada es la “Suspensión del Acto Reclamado”. Luego, ¿Cómo introducir a la sistemática del proceso de Amparo otra medida cautelar con efectos innovativos? ¿A través de la suplencia? Imposible, la doctrina jurisprudencial al respecto ha sostenido, luengamente, que la suplencia sólo opera ante la deficiencia de una institución que sí está reglamentada en la propia ley, por tanto, tratar de introducir un instrumento que la propia norma no conoce no es jurídicamente posible. Entonces ¿Cómo hacerlo? Pues muy sencillo, y dicho en términos coloquiales: “agarramos al único medio cautelar que tenemos, lo estiramos y dentro de él colocamos no sólo las medidas cautelares con efectos conservativos, sino también las cautelares con efectos restitutorios, y así, empezamos a postular que la suspensión no sólo preserva la materia, sino que, en ciertos casos particulares, también anticipa los efectos del fallo de fondo, es decir, tiene efectos restitutorios, aunque provisionales”.

Empero lo plausible que en su momento resultó la respuesta que ante el problema dio la jurisprudencia y que hemos expuesto muy superficialmente en el párrafo anterior, no debemos dejar de atender que tal solución obedeció a una finalidad un tanto más práctica que teórica. Esto es, a la necesidad de introducir al proceso de amparo una medida cautelar que permitiera anticipar los efectos del fallo definitivo a un momento anterior a efecto de preservar la eficacia del fallo de fondo, lo que, a la postre, no es otra cosa que una medida cautelar con efectos innovativos o restitutorios.

Sin embargo, estimamos que tal unidad de efectos en una sola figura no debe persistir.

Teoricemos un poco a efecto de entender la tesis que pretendemos sostener:

La medida cautelar, en palabras de Piero Calamandrei, es la “…anticipación provisoria de ciertos efectos de la providencia definitiva, encaminada a prevenir el daño que podría derivar del retardo de la misma…”.

El propio Calamandrei distingue, dentro de las providencias precautorias, las siguientes:

a. Las instructorias anticipadas, que son aquellas que tratan de fijar y de conservar ciertas resultancias probatorias, positivas o negativas, que podrán ser utilizadas después en aquel proceso en el momento oportuno.

b. Providencias dirigidas a asegurar la ejecución forzada, que son aquellas que facilitan el resultado práctico de una futura ejecución forzada, impidiendo la dispersión de los bienes que puedan ser objeto de la misma.

c. Anticipación de providencias decisorias, que son aquellas mediante las cuales se decide interinamente, en espera de que a través del proceso ordinario se perfeccione la decisión definitiva, una relación controvertida, de la indecisión de la cual, si está perdurase hasta la emanación de la providencia definitiva, podrían derivar a una de las partes daños irreparables. Calamandrei pone como ejemplo de este tipo de providencias a la denuncia de obra nueva y de daño temido.

d. Las cauciones procesales, que son aquellas que consisten en la imposición por parte del juez de una caución, la prestación de la cual se ordena al interesado como condición para obtener una ulterior providencia judicial.

Tomando en consideración la exposición de Calamandrei, la doctrina procesal reciente distingue entre dos tipos de efectos de las providencias o medidas cautelares: los conservativos y las innovativos.

Las medidas cautelares con efecto conservativo, dicho grosso modo, aseguran preventivamente los medios aptos para determinar que la providencia principal, cuando llegue, sea justa y prácticamente eficaz.

Las medidas cautelares con efecto innovativo deciden interinamente una relación controvertida, en espera de que mediante un proceso se pronuncie la decisión definitiva, dado que si la indecisión de la relación controvertida perdurase hasta la emanación de la providencia definitiva, ello podría acarrear a una de las partes daños irreparables.

Dentro de las primeras, las conservativas, podemos encontrar al embargo precautorio, la recepción anticipada de testimonio, el arraigo precautorio, entre otras. Dentro de las segundas, los alimentos provisionales, la separación de cónyuges, las providencias de obra nueva y obra peligrosa, entre otras.

Como se puede apreciar de lo anterior, existen figuras procesales que si bien son medidas cautelares, por sus efectos, son catalogadas como conservativas o innovativas, pero no ambas a la vez.

¿Acaso habrase pensado alguna vez que un embargo precautorio además de tener efectos conservativos los tuviera también restitutorios? Evidentemente que no, si se atiende a la esencia del embargo precautorio: asegurar la eficacia de la ejecución forzada.

Luego ¿Por qué hemos llegado a postular que la suspensión puede tener tanto efectos conservativos como restitutorios? ¿Cuál es, en realidad, la esencia verdadera de la suspensión? Ahora bien, si la esencia de la suspensión es sólo mantener las cosas en el estado que guardan impidiendo la continuación de la ejecución, luego, ¿Qué figura será aquella que permite anticipar los efectos de la resolución definitiva a un momento anterior, esto es, que tiene efectos restitutorios provisionales? ¿Será también “suspensión”?

A mi parecer, y a bote pronto, estimo que la suspensión, si atendemos a su esencia, debe ser catalogada como una medida cautelar con efectos conservativos. Por tanto, y en congruencia con la evolución que ha suscitado la jurisprudencia respecto a los efectos innovativos de la suspensión, estimo que en la nueva Ley de Amparo debe instituirse una figura, diferente a la suspensión, que permita la restitución provisional de los derechos fundamentales violentados, según sea el caso; es decir, una medida cautelar ad-hoc con efectos innovativos.

Debemos, entonces, pensar cómo le vamos a llamar a esa nueva figura procesal: ¿Restitución provisional?, ¿Amparo provisional?

Se admiten propuestas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s